Juan U Hernadez

* Políticos y empresarios deben reconocer regaño del Papa

* Temor del Sol Azteca de perder terreno en Ciudad de México

“¿Qué dirá el santo padre? que vive en Roma… es parte de una canción de la época de las guerrillas y los cuartelazos en América Latina donde se cuestionaba la complicidad de la Curia Romana con las dictaduras y ahora los desacreditados gobiernos y gobernantes, buscan la bendición divina ante el rechazo de la población a sus políticas económicas y sociales.

Tal es el caso de México, donde el de Atlacomulco va en caída libre después de arribar a Los Pinos con cierta popularidad, pero ahora va en retroceso y por ello, como lo recordaron los estudios de las iglesias, buscan, como en la Edad Media, el reconocimiento papal para sus reinados y lo vimos en Palacio Nacional como se regodeaban ante el obispo de Roma.

Parece que el llamado de Francisco de no seguir polarizando a la sociedad con la concentración de la riqueza en unas cuantas manos, dejando de lado los intereses de la población en manos de los grupos delincuenciales y del narcotráfico, no fueron debidamente aquilatados por los presentes, la clase política y económica del país, que solo buscaba la foto con el pontífice.

El gabinete en pleno ansiaba tocar al jefe de la Iglesia Católica del mundo, los dirigentes de los tres grandes partidos: Beltrones, Anaya, Basave, estuvieron en la fila de la salutación por donde el de Atlacomulco llevó al Papa y donde le dijo: “estos son los de la derecha y estos de la izquierda, pero todos son aliados, como la Curia Romana” y rieron.

Enseguida los gobernadores se exasperaban por recibir el saludo papal, desde luego los de las entidades donde el visitante del Vaticano estuvo para decirles sus verdades, para que no haya más corrupción e impunidad, y exista justicia y paz para los mexicanos.

Francisco llamó a terminar con los principados eclesiásticos como el de Ecatepec, donde muchos políticos se persignan para recibir la bendición de su salvador de pecados.

Aunque también hay que recordar otra canción que menciona que “no basta rezar; hacen falta muchas cosas para conseguir la paz…” esa que tanto anhelamos los mexicanos y que los gobiernos del PAN y PRI nos han negado en lo que va del siglo.

Por ello es que, aunque muchos quisieran que sus entornos mejoren todos los días como ocurrió en las zonas visitadas por el Papa, esperan que su calidad de vida y economía salga adelante más allá de la visita del obispo de Roma, porque una vez que se va, las cosas continúan igual o peor de lo que estaban.

REGAÑO PAPAL

Quizás por eso, el presidente de la Cámara de Diputados, Jesús Zambrano Grijalva, dijo: “ojalá que los aplausos que vimos y escuchamos de dirigentes políticos, del propio Presidente de la República y de los principales líderes empresariales del país”, en Palacio Nacional durante el encuentro con el Papa, “se traduzcan en hechos, porque para evitar la exclusión se requieren programas sociales que eviten que el ingreso se siga concentrando en unos cuantos y que siga creciendo la falta de capacidad adquisitiva del salario de la gran mayoría de la sociedad”.

Agregó que el gobierno y empresarios deben atender el mensaje papal y mostrar con hechos su disposición para lograr el bienestar de la gente y atender los problemas de exclusión y de oportunidades para una población que ya no soporta más la indiferencia de sus autoridades.

¿Por qué esperar a que el Papa venga a decir a gobernantes, a políticos y empresarios los que se necesita hacer? ¿Por qué esperar a que el Papa venga a evidenciar lo que no han querido reconocer, los grandes problemas del país, como la inequidad, el beneficio de unos cuantos sobre la mayoría, corrupción, narcotráfico, exclusión, violencia, tráfico de personas, secuestro, muerte, y sufrimiento de las víctimas y sus familias?, cuestionó.

“El propio Peña Nieto dijo que hoy tenemos una sociedad en la que hay más riqueza, pero que está concentrada en unas cuantas manos. Bueno, entonces que los grandes empresarios estén dispuestos a aportar más para el desarrollo del país, para que se empiece a incrementar el salario y recuperar su poder adquisitivo”, añadió.

Asimismo, refrendó su llamado a los ejecutivos federal y estatales para cumplir con las responsabilidades que los mexicanos les encomendaron en el momento de darles el voto, y no esperar a que el líder de la Iglesia Católica evidencie sus omisiones ante los ojos del mundo.

“Y aunque por años hemos venido exigiendo generar las condiciones necesarias para fortalecernos como nación, simplemente no ha habido respuesta de los gobiernos, como

responsables de la aplicación de planes y programas públicos”, señaló.

El Legislativo, expuso Zambrano Grijalva, cumple su parte y trabaja en el mejoramiento y creación de normas, pero de poco o nada sirve si no se ven reflejadas en políticas incluyentes.

Y si seguimos revisando las frases de las homilías del jefe de la Curia Romana, encontraremos más tela de donde cortar, de cosas y hechos que la clase gobernante parece o no quiere darse cuenta, como las tentaciones en las que caen cuando están en el poder y que en el Estado de México les recordó Francisco. ¿Lo evitarán?

MIEDO AMARILLO

Ahora que comienza la rebatinga por la capital del país entre Morena y el PRI y sus aliados, considerado también el PRD y Mancera que opera a favor del tricolor, estos últimos tienen temor de que crezca la ola lopezobradorista y les gane el constituyente de la Ciudad de México como reconocieron varios legisladores capitalinos con los que platiqué.

De acuerdo al mismo Sol Azteca, el 30% de los 60 constituyentes que se van a elegir, están perdidos ante Morena, pero si López Obrador se lanza como candidato para el constituyente, como lo ha dado a entender, creen que podrían perder hasta el 60% de los espacios en el Congreso que dará vida jurídica a la Ciudad de México.

De manera que solo en pláticas off record reconocen que perdieron la capital, que Mancera está con una parte del PRD y con otra parte del PRI, operando para crear una sobrerrepresentación de los tricolores y aliados en la Ciudad de México, como pasa ahora en el Congreso de la Unión, para evitar una constitución como la de 1917, con lo que podrían perderse algunos de los derechos ciudadanos ya ganados hasta ahora por los capitalinos.

Así que, si no se ponen las pilas, los bastiones del Sol Azteca disminuirán en el centro del país, donde solo el municipio 120 del Estado de México y las tres delegaciones más pobladas de la Ciudad de México, les quedan para la próxima batalla en el 2108.

Y es que para el PRI recuperar la capital del país es una de las prioridades del de Atlacomulco, a donde quiere llegar con su amigo Aurelio Nuño, aunque ahora esconden esa intención poniéndolo entre los posibles presidenciales, ante el avance de Osorio Chong ante Videgaray, Eruviel y demás que se mencionan, como subterfugio en la lucha interna por Los Pinos.

Lo cierto es que el PRD no tiene candidato para la Ciudad de México, ni para Los Pinos, a donde quieren mandar al de Xalostoc si los tricolores lo desechan. ¿El Sol Azteca se apaga? Comentarios a uliseshj@hotmail.com Visita www.legislativotv.com.mx

Deja un comentario