¡La guerra de los sexos!… 3ra. Y Ultima Parte.            

Antes de juzgar considere esto…

Por: Tony O´Farrill

Ciertamente Con las dos últimas notas al respecto su percepción como lector, sobre mi persona ha sido catalogada según sus usos y costumbre (Moral),  forma de actuar y pensar (Ética), y definitivamente se fundamentará en lo vivido, y tal vez y digo y reafirmo tal vez, en lo sufrido, gozado y/o experimentado al respecto, guardando y manteniendo para sí, como he señalado en las notas anteriores, una discreta actitud al respecto para no salirse de lo ya establecido, ya sea hombre o mujer, créame no se los crítico, pues como manifesté al inicio de las mismas, este es un trabajo sucio que yo me permití hacerlo, por convicción y no por condición, por lo tanto tengo que manifestarle, que cuando más indignación hayan causado en usted la presente columna a través de estas tres notas, piense y reflexione en estas palabras que alguna vez dijo un filósofo que cambio al mundo con su nacimiento: “El que esté libre de pecado que arroje la primera piedra”

EL INICIO DEL ACERCAMIENTO

A LA ATMOSFERA DEL AMOR

            Ciertamente y eso es innegable, el acercamiento a esta estadía, conlleva un interés entre los seres humanos, pero vallamos al sueño onírico de lo que quiere ella y él, ¡a saber!… la mujer quiere ambiciona y sueña por encontrar en un hombre: Que sea guapo, que tenga una estabilidad económica que le permita continuar con la enseñanza moral que se le inculco como parte de la integración de la familia siendo un buen proveedor y protector que les permita cubrir sus necesidades, que les permita crecer en conjunto y unión, que su esperma a manera de semental dote de un buen ADN, por lo que se asegurara de su salud para poder interactuar con él, que sea trabajador, honesto y sobre todo sincero; aunque ciertamente algunas mujeres cambian todo esto por una estabilidad economica, omitiendo todas aquellas cursilerias de que esta formado el amor, y mañosa, ladina y con los cuatro agravantes que contempla el codigo penal”Premeditacion”, “Alevocia”, “ventaja” y sobre todo “Traicion”  asesinan al amor impunemente.

 

¿QUE CONQUISTA DE UN HOMBRE A UNA MUJER?…

Sin embargo para saber bien a bien cual es el estereotipo de hombre que prefiere una mujer, es algo complicado, y esto lo pude corroborar, cuando en mi programa de radio en la vieja XEW “La voz de la America latina desde México”, me permití hacer una encuesta sobre ¿qué es lo que a una mujer le atrae en primera instancia de un hombre?… Mi objetivo era poder identificar con un doble fin, el conocer más al respecto y el de tener mayor experiencia para poder incidir en la vida de las féminas, allanándome el camino para poder interrelacionarme con ellas con una intención meramente sexual, ¡pero juzguen ustedes las respuestas!… aprendan e identifiquen lo que de ello aprendí.

Ellas manifestaron, lo que me atrajo de mi pareja fue: “Sus relucientes zapatos”, porque yo podría andar con alguien que tuviera los zapatos sucios, “Sus ojos tristes”, pues en su mirada encontré que le faltaba el amor que yo podría darle, “Lo sucio, guarro y soez” que es mi hombre, “Lo impecable de su persona” y el compromiso que representa para consigo mismo, “Lo espirituflautico que esta”, yo no andaría con un gordo que asco, “Su hermosa panza de pulquero” que le da una personalidad única, y así por el estilo fueron las respuestas que recibí a lo largo de las dos horas que duró el programa, como es lógico esto conllevo que al final yo diera una conclusión al aire del experimento, y esta es “Que siempre habrá un roto para un descocido” ahora con lo ya conocido al respecto, cuál es su conclusión personal, que ¿no tienen una?… pues yo sí, pues aprendí que a las mujeres nadie las entiende, y que el detonante para acceder a la atmosfera del amor, se presenta ¡así nada más!… sin predecirlo ni desearlo pues al igual que la mujer no hay que entenderlo sino disfrutarlo, por ello les recomiendo que no lo busquen, llega solo y cuando les ataca, si cuando les ataca pues va en contra de su persona y todo lo que piensan, hacen y actúan, comúnmente hasta su arribo, propicia que ya no importe nunca más, pues ya no hay nada que hacer al respecto, están inmersos en la atmosfera del amor, pero ¿cuánto dura realmente ese estadio en el amor?… según estudios científicos muy serios y recientes solo dura tres años como máximo, posterior a este término, se transforma en compromiso, y/o costumbre, siendo el criterio fundamento para  formar parte de la conservación de la unión en pareja, asumiendo la transformación del mismo no importando la apariencia que en un inicio dio parte a la unión, por primordial que esto haya sido, pues las personas cambian en lo físico y espiritual 

Por otra parte esta lo que los hombres queremos de las mujeres y eso está representado por:  

Una vieja fuerte, que aguante los embates de una vida no de ensueño sino real, una mujer que nos haga sentir orgullosos de poseer algo que todos deseen, una hembra que le guste el sexo, pero no tanto que rebase las ansias que tenemos los hombres, pues ello implica tarde que temprano una infidelidad, una dama graciosa, fina, delicada y femenina no un compadre o machihembra con el cual decirnos albures que la menosprecian y denigran, y que en la actualidad se da ya muy comúnmente como el cambio de moral que promueven los y las jóvenes actuales, una mujer trabajadora que prodigue amor a su familia sirviendo de estabilizador entre el horroroso carácter, ímpetu e insensatez  que poseemos los hombres sin enfrentarnos pero guiando inteligentemente nuestro vivir hacia una vida plena de felicidad y estabilidad emocional, una madre lista que sepa hacia donde lleva su vida siempre considerando a su familia, a su pareja y objetivo de vida en común para recorrer su camino de vida tanto en las buenas como en las malas, haciendo de esto su prioridad, hacendosa, que cocine, lave y planche atendiendo todas las necesidades de la nueva familia que forma con nosotros, aunque en la actualidad, esto ya es una falacia porque las mujeres se han empoderado y con ello han olvidado aquello de las labores del hogar para dedicar más tiempo a ellas y aunque esto ya no es muy bien visto mi encuesta detecto que todavía la mayoría de los hombres queremos lo que se tenía en el viejo esquema de familia, que no así las nuevas generaciones.  

La pregunta sería entonces si ambos se complementan o debieran de complementarse, ¿porque entonces surge la guerra de sexos?…  la respuesta a ello si no la han deducido con lo ya señalado a través de estas notas y la investigación que hay en las mismas es la siguiente basada en estas premisas:

1ro. Ningún ser humano puede o debe poseer a otro llámese hijo, esposo, madre, etcétera porque son entes libres que pueden cambiar su camino y destino aun sin su persona.

2do. El amor de índole sexual, no se obtiene se elabora, por ello existe la frase de vamos a hacer el amor, y en los ingredientes que pongan en su elaboración está el considerar  lo perene o resistente que este llegue a ser.

3.- El amor, no debe buscarse pues llega solo cuando menos uno se lo espera y aunque la soledad a veces nos desespera, usted tiene que considerar, que no está solo pues se tiene a usted mismo, y para conseguir el amor uno debe iniciar por amarse a sí mismo, para generar la actitud que le permita su acercamiento a la atmosfera del amor, por lo tanto todo se resume a su actitud.

4.- hay una canción que a la letra dice: “No la busques hijo muy bonita porque al pasar el tiempo se le quita” y esto también aplica a los hombres.

5.- Considere que la belleza del amor per se, se da en el conocimiento de la persona tanto hombre como mujer que se entrega por completo a una relación, sin acatar modas, moral social y/o religiosa aislándose del mundo para generar su propio universo, que no tiene que ser ni repetir lo que tengan sus padres y/o amigos de su contexto social y/o religioso.

6.- Un espíritu libre de atavismos, siempre será más objetivo en su apreciación de las virtudes y defectos de su pareja compensando los suyos propios, no buscando la estilla en el ojo ajeno e ignorando la viga en el propio.

7.- El perdonar y perdonarse ante un fracaso en el amor que lleve a un sentimiento de culpa, autocompasión y amargura en el alma, debe basarse en dejar ir, asumir la parte de la culpa que corresponde y si acaso refugiarse en los buenos momentos vividos con la hoy parte antagónica, que seguramente, baso en un principio su relación como usted, en el cariño y amor hoy transformado en odio, paradójicamente por el amor que se tuvieron, la pérdida de control y el fracaso sufrido en su relación. 

8.- La venganza que se dice que “es placer de los dioses”, en esta frase está implícita la estupidez de quien la práctica, pues ni somos dioses y no tenemos en ella el descanso de nuestro espíritu, sino a cambio una mortificación permanente que solo ratifica el interés que se tiene por manifestar nuestra estupidez a través del hecho de no dejar ir, aceptar, perdonar y perdonarnos nuestro fracaso, flagelándonos nosotros mismos hundidos en nuestra mediocridad y pobreza de alma y/o espíritu.  

9.- Alguna vez alguien me dijo esta frase que conlleva un razonamiento y una gran lección de vida,  ante el fracaso de mi segundo matrimonio, me pregunto: ¿él porque estaba triste?… yo enojado le respondí: como que porque después de 27 años de convivencia e inversión de mi persona para con mi mujer dentro de mi matrimonio tuve que separarme y dejarla por un engaño, me siento traumado, solo y engañado, él extrañamente sereno me respondió con una pregunta: ¿qué procuraste durante esos 27 años para con tu ex mujer?…  esta vez yo exaltado y muy enojado respondí enfático: ¿Cómo que, qué?… pues que fuera ¡feliz!…  a lo que él respondió tranquilo nuevamente: Pues no te vayas a enojar pero ya es feliz, y reafirmo ¡el que no esté contigo no significa que no lo sea ya!… así que se cumplió tu objetivo.

10.- Hay una frase que impacta y que tal vez ayude a aquellos que no han podido olvidar su fracaso y están en guerra permanente en contra de los hombres o las mujeres como resultado del mismo y es: “No busquen lo que perdieron, porque aunque lo encuentren su esencia ya está perdida y nunca volverá a ser igual” por lo que su lucha por recuperarlo es en vano.

11.- Hay que considerar: Que el tiempo todo lo cura y que para este caso en particular referente al amor, el olvidar es el mejor antídoto al sufrimiento, pero nuevamente paradójicamente, nunca olviden que aun en su desgracia y en los momentos más difíciles de su vida, el amor los mantuvo inmunes a todos los males y desventuras de esta vida, por lo tanto no lo dejen morir en su persona.  

                Como pudieron apreciar, el encontrar y/o perder un amor es tan serio como el vivir, en fin hasta aquí estas notas espero les hayan servido de algo, lo cierto es que de este tema nadie sabe nada, y mi objetivo, tan solo fue, llevarles una gotita de esperanza a su vida, hasta otras letras, adiós y tan, tán… 

Publicidad

Deja un comentario