Manuel Aparicio

En el PRD andan tan carentes de electores que hasta se han convertido en promotores del consumo de marihuana. Y para atraer el voto de los más de 4 millones de jóvenes que recién recibieron su credencial de elector y que participarán en las elecciones el próximo 7 de junio. El compromiso es “la legalización del consumo de la marihuana”. La pregunta es, ¿necesitamos un partido político que promueva todo tipo de adicciones para apuntalar la democracia en el país?. Qué pobreza de moral.

Se imaginan? El líder nacional del Partido de la Revolución Democrática Carlos Navarrete, anuncia con una gran

la propuesta principal de su partido “la regulación del consumo la marihuana”. Justifica su propuesta en la necesidad, dice él de abrir el debate sobre la regulación de la Marihuana, y no convertirla en un tema Tabú que deba ser escondido bajo el tapete, pero el guanajuatense, olvida que un proceso electoral, no es el momento para dar un posicionamiento sobre un tema de esa naturaleza y mucho menos para comprometer a que su bancada va a aprobar la legalización.

Sería bueno, que el perredista explicara en qué beneficia a nuestros jóvenes consumir la marihuana, porque no debe olvidar que al tratarse de una adicción, el siguiente paso sería experimentar con nuevas drogas, que naturalmente pondrían en riesgo su vida. O bien que explique que compromisos tienen con los productores y vendedores de la cannabis, porque esa insistencia por la despenalización de la droga parece una gran necesidad para ellos, los que están en contra de la comida chatarra porque provoca obesidad y daña la salud y en contradicción promueven que en México haya más adictos.

Me gustaría que Carlos Navarrete nos diga si promueve el consumo de la marihuana entre sus hijos, sus padres y hermanos. De ser así ya no debe extrañarnos porque en su partido se dá cabida y se impulsa a puestos de elección popular a personajes como los Abarca, acusados de la desaparición de los normalistas de Ayotzinapa, o Julio César Godoy, hermano del exgobernador de Michoacán Leonel Godoy, y una buena lista de individuos que han sido señalados por las autoridades como simpatizantes o allegados grupos delincuenciales.

No sería mejor que Carlos Navarrete, hiciera una propuesta real de luchar porque el salario de los trabajadores tuviera un incremento que permita, como se consigna en la Constitución mexicana, vivir de manera digna y decorosa?, sería magnífico que en su propuesta se estableciera el compromiso de erradicar la esclavitud de los indígenas de nuestro país, que todos los políticos conocen pero que callan por conveniencia. Entre tantas otras problemáticas no superadas para aspirar a vivir como en Holanda, Portugal y Urguay, países que menciona el secretario de los jóvenes perredistas, donde se ha legalizado la marihuana, pero no han dicho que ha sido sin éxito.

Me agradaría que Carlos Navarrete refutara a la secretaría de Salud en México, su rechazo a la legalización de la Marihuana, tanto para uso médico como recreativo, por las repercusiones que puede tener para la salud de quienes las consuman. pues sostiene que no hay evidencia científica suficiente que sustente los beneficios con finalidades terapéuticas.

Publicidad

Deja un comentario