Por Nancy Grajeda

 

Con la finalidad de que los padres de familia sean partícipes de la educación de sus hijos, las escuelas creadas por el Movimiento Antorchista organizan  pláticas para padres. En esta ocasión tocó el turno de la preparatoria Lázaro Cárdenas, platel  6 de Junio, que se encuentra ubicada en la alcaldía Gustavo A. Madero.  

“Siguiendo las metas de estas escuelas en todo el país, nuestra institución tiene la finalidad de brindar educación de calidad a los jóvenes preparatorianos. Siempre tratamos de involucrar a los padres de familia en todas las actividades, porque los jóvenes necesitan sentir ese interés por parte de sus padres para su pleno desarrollo conductual y emocional”,  manifestó Oscar Arizmendi, responsable de este plantel educativo.

La dirigente del antorchismo capitalino, Gloria Brito Nájera, felicitó a todo el personal docente y directivo de esta institución   y los exhortó a seguir manteniendo una educación de calidad.

“La finalidad de la danza  folclórica es  difundir nuestra cultura. La danza folclórica se practica por tradición. Cada estado de la república  aporta  un hermoso legado a la cultura mexicana. No sólo es la pasión, sino el compromiso de seguir con las tradiciones por las cuales se puede ver la belleza de nuestro México”, manifestó Oscar Martínez, instructor de danza folclórica en la preparatoria Lázaro Cárdenas, plantel Balderas y bailarín del Ballet Folclórico de México.

A través  de estos talleres de danza se busca que los jóvenes  sean partícipes del desarrollo cultural del país. “La cultura debe ser considerada como una necesidad primordial entre los seres humanos, pues favorece a su desarrollo y progreso;  pero hoy en día la cultura se encuentra elitizada  por quienes tienen acceso  y recursos para presenciar una puesta en escena y practicarla por los altos costos”, denunció el profesor de daza.

Dijo que a su vez se promueven competencias de gran relevancia como la Espartaqueada Nacional Cultural, en donde  uno de sus concursos más concurridos es precisamente el de danza y baile.

En esta ocasión los jóvenes bailarines están ensayando el Baile Tierra Caliente del Estado de México, en donde los bailadores, un hombre y una mujer, van pasando de pareja en pareja, limitados por dos circunstancias: Una, su resistencia física y la otra, la ansiedad de las parejas que esperan su turno para demostrar también sus facultades dancísticas, de tal forma que la primera pareja inicia una competencia amistosa que se contagia a los asistentes. Las parejas bailan sobre una tarima que se coloca en la boca de una fosa rectangular aproximadamente de 70 x 200 y 80 cm., excavada en el suelo, en cuyo fondo se depositan dos cántaros con agua y, que entre la tarima, la cepa excavada y los cántaros, dan una explicable resonancia al zapateo de los bailadores quienes por parejas piden su oportunidad para ejecutar sus mejores pasos..

Igualmente “La belleza expresiva oral refleja lo que pensamos. Cuando tenemos algo que decir y aparte lo decimos de forma bella y bien estructurada es más fácil que nuestro receptor escuche, entienda y guarde las palabras expresadas por el impacto que lograron generar en él”, manifestó Bruno  García López, instructor de oratoria.

Dijo además, que para su organización el orador tiene que ser un hombre muy sensible que se deje arrastrar, en un momento dado, por la emoción de la lucha, por la causa de los explotados, que ya suman cien millones en nuestro país, que a pesar de trabajar de sol a sol, simple y llanamente no cuentan ni con lo más indispensable para vivir. 

Por eso, indicó que gracias a la palabra bien estructurada, todos los  hombres de buen corazón deben hacerse escuchar por las masas explotadas y explicarles que sólo Antorcha es la única organización que lucha codo a codo por las causas justas y que jamás traicionará a su pueblo.

Deja un comentario