Ciudad de México.- Al aseverar que “todo por el derecho y la razón, nada a la fuerza”, la Federación Nacional de la Abogacía Liberal, A. C., hizo suya la herencia del presidente Benito Juárez, “los abogados conservan un escudo de la legalidad, en torno de las instituciones nacionales”.

En el marco del Día del Abogado 2020, celebrado desde el Centro de Postgrados del Estado de México a través de la primera video-conferencia magistral con la cual se inicia una paradigmática etapa de comunicación virtual ante la sociedad, participó una treintena de abogados, jueces y magistrados donde se estableció que son herederos de las mejores tradiciones del liberalismo mexicano.

El Doctor en Derecho Miguel Arroyo Ramírez, Presidente de la Federación Nacional de la Abogacía Liberal, A. C., en el marco de este importante certamen, también afirmó: “Sabemos que nuestra función se denota por el compromiso social antes que por cualquier aspiración personal o material”.

Dijo que a 60 años -hoy como en 1960-, los abogados nos reunimos en torno a nuestras instituciones y en torno a los Colegios de Abogados, por lo que rememoró que en aquella época, el entonces Director de la Facultad de Derecho dela UNAM, Don Ricardo García Villalobos, en una tarde lluviosa, cuentan las crónicas, pronunció el primer discurso, la primera locución, con motivo del Día del Abogado.

Precisó que esa fue una iniciativa que había sido promovida, no solamente por la Presidencia de la República, sino también por todo el gremio jurídico, coincidiendo  la idea de congregarse para establecer el nacimiento del Día del Abogado.

Destacó que se eligió el 12 de julio porque ese fue el día en que se dictó, en 1552, la primera asignatura de Derecho en la entonces Escuela de Salamanca, y fue Bartolomé Frías de Albornoz, el encargado de dictar esta Cátedra Prima, que desde entonces, se estableció la profesión de abogado formalmente en México.

“Así que, estimados colegas, el día de hoy no deja de ser significativo por muchas razones: porque primero, una vez más, los abogados estamos reunidos, y lo hacemos conforme a los nuevos tiempos”, mencionó.

Dijo, sin embargo, que la pandemia ha  venido a cambiar nuestras actitudes, nuestra forma de pensar y nuestros usos que pronto serán también costumbres. “Hoy la tecnología nos permite estar, todos reunidos, como nunca lo tuvimos, en un gran número, a lo largo y ancho del país, por supuesto particularmente en la Ciudad de México”.

Al insistir que a pesar de la pandemia, “la justicia no se detuvo, ni en la ciudad ni en el país”; y que “a pesar de la pandemia, siguieron funcionando nuestros órganos de justicia”, subrayó que el Poder Judicial de la Ciudad de México siguió funcionando, ha seguido prestando servicios jurídicos conforme a la nueva normalidad lo exigen las circunstancias de sanidad, y por supuesto, utilizando las nuevas tecnologías para establecer una justicia conforme a los tiempos lo ameritan. Así que, nuestro reconocimiento”.

Afirmó que la Federación Nacional de la Abogacía Liberal reconoce al Poder Judicial de la Ciudad de México el esfuerzo que ha realizado, las y los abogados del Poder Judicial de la capital del país, su empeño para continuar brindando justicia, impartiendo justicia, “pese al surgimiento de algunas voces aisladas de molestia, la justicia ha continuado”.

Asimismo, reconoció la labor del doctor Rafael Guerra Álvarez, presidente del Poder Judicial de la Ciudad de México, quien junto con la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, que encabeza la Doctora Ernestina Godoy, “han trabajado de la mano para que el aparato de justicia no baje la guardia y continúen sirviendo a la ciudadanía”.

Asimismo, externó el reconocimiento el apoyo que en todo momento la jefatura de gobierno, de la Doctora Claudia Sheinbaum Pardo, ha brindado al sector de justicia a la ciudad; así como también reconocer la labor el Diputado Eduardo Santillán Pérez, presidente de la Comisión de Procuración e Impartición de Justicia del Congreso de la Ciudad de México, para continuar laborando incansablemente en los estos temas de justicia.

“Lo importante es que la abogacía de México, en todos sus sectores, en la postulancia y en el Servicio Público, han respondido al reto, y han continuado y sirviendo a su país, donde los abogados hemos continuado en pie de lucha y no hemos cejado en nuestro compromiso social”.

Si bien afirmó que “los abogados que integran la Federación Nacional de la Abogacía Liberal tienen en especial un compromiso con la sociedad”, ratificó que la doctrina del abogado que es el de “la Igualdad, libertad, legalidad, honestidad y justicia”, son herederos de las mejores tradiciones del liberalismo mexicano.

“Sabemos que nuestra función se denota por el compromiso social antes que por cualquier aspiración personal o material. Estamos con la sociedad, estamos con el pueblo de México y estamos desde la época de Juárez, reafirmando un escudo de legalidad en torno de las instituciones nacionales. Todo por el derecho y la razón, nada a la fuerza”, puntualizó el Doctor Miguel Arroyo Ramírez, quien es también integrante del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial dela Ciudad de México.

La conferencia a control remoto, se originó como un programa emergente de prevención a la salud, ante la desenfrenada epidemia del virus SARS CoV2 (Covid19).

 

Deja un comentario