Blas A. Buendía

 

En el marco de la política de austeridad planteada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, en el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México “no habrá despidos de personal” y se ajustará a los equilibrios presupuestales y financieros, anunció su presidente, el magistrado penalista Rafael Guerra Álvarez.

Dijo que este Órgano de Jurisprudencia, se apegará a las políticas de austeridad a las que ha conminado el nuevo Jefe del Ejecutivo federal, y afirmó que su gestión al frente del aparato de impartición de justicia se caracterizará por “hacer más con menos recursos”

Si bien aclaró que a pesar de no solicitar más presupuesto, tampoco se registrarán despidos masivos ni habrá suspensión de plazas, sino por el contrario, remarcó su compromiso de respetar las conquistas laborales que ha logrado el mayoritario Sindicato de Trabajadores del Poder Judicial del Distrito Federal que encabeza el D.H.C. Diego Valdez Medina. “Nos hace falta personal para hacer frente a la implementación de reformas a las que obliga el mandato constitucional”, abundó.

El presidente magistrado Guerra Álvarez, al sostener su primer acercamiento con reporteros de la fuente encargada de la cobertura informativa del TSJ, subrayó la estrategia que definirá su trabajo como presidente del mismo, y destacó que se buscará impartir justicia sin distingos, sobre todo para cambiar la percepción de la sociedad en tomo a la labor de los jueces, de quienes –adelantó- seguirán en capacitación constante, con miras al Sistema de Justicia Penal Acusatorio y a la perspectiva de género.

Al reiterar su enunciado pronunciado desde su toma de posesión como presidente del TSJJ, en el sentido que “no es hombre de conflictos; por el contrario, soy promotor de la unidad y la conciliación”, el magistrado Guerra Álvarez detalló que en el TSJ nadie ganará más que la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum. Aseguró que ese organismo siempre ha sido austero, y reveló que su sueldo neto está en el rango de los 90 mil pesos.

Anunció, de igual manera, que su gestión privilegiará el nombramiento de magistrados entre quienes tengan el Servicio Civil de Carrera Judicial y que se hayan desempeñado como juez y jueza eficientes, probos y honorables: “Es hora de que el tribunal recupere la confianza ciudadana, de que se convierta en símbolo de legalidad y paz social”.

En este tenor, cabe destacar, el TSJ de manera reiterada ha solicitado a la Asamblea Legislativa hoy Congreso de la Ciudad de México, mayores recursos presupuestales para echar a andar ambiciosos proyectos del organismo.

Si bien detalló que el presupuesto para 2019 será superior a los 5 mil millones de pesos, el TSJ a su cargo solicitará un aproximado de mil 300 millones de pesos adicionales para la creación de juzgados de tutela de Derechos Humanos en cada una de las 16 alcaldías. También se contempla la creación de Salas Constitucionales durante la próxima administración.

CONSOLIDAR LA ORALIDAD EN EL TSJ

El doctor Rafael Álvarez Guerra, anunció la creación de comisiones financieras, jurisdiccionales y administrativas para consolidar la oralidad en todas las materias y atender los rezagos procesales, que no son más de 16 por ciento de los casos.

En la reunión con reporteros, expresó a título personal, que está en favor de la ampliación del catálogo de delitos con prisión preventiva, y que se incluyan delitos como los patrimoniales, robos o portación de armas, sin perder de vista el objeto del sistema penal acusatorio.

Tras destacar que en el organismo “no hay corrupción”, puntualizó que la oralidad en todas las materias evitará que se presente, además de que ha permitido una nueva administración de justicia donde los juzgadores “no tienen la oportunidad de equivocarse y ha habido una aplicación correcta de la ley”.

FELICITACIONES

El doctor en Derecho y ex presidente del TSJCDMX, Edgar Elías Azar, felicitó a Rafael Guerra  Álvarez, por ser elegido democráticamente como el nuevo presidente del Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México, a quien le deseó éxito. “Nada más digno, ni más entrañable, que la oportunidad que ahora se le ha otorgado. Lo felicito y le auguro éxito y prosperidad”.

[email protected]

Deja un comentario