Manuel Aparicio

 Los recientes acontecimientos demuestran el alto grado de corrupción que se practica en todos los gobiernos; no unos más y otros menos corruptos, porque la corrupción no tiene límites, más bien, unos más protegidos que otros, según el nivel de acuerdos y complicidades que les garantice la impunidad.  

Llega a mi mente que algún posible, acuerdo para intentar desviar la atención del asunto “Abarca”, que ha puesto en la basura la imagen de PRD; y con ese motivo, se liberan las versiones recientes de la detención de dos funcionarios del gobierno que encabezó Leonel Godoy acusados de daño patrimonial.

Bueno, veamos: Detienen a Desiderio Camacho Garibo, ubicado con otros ex funcionarios de primer nivel, del gobierno de Leonel Godoy, como responsables de haber desviado varios miles de millones de pesos; por lo pronto a Camacho Garibo, se le acusa de haberse apropiado por lo menos de 120 millones de pesos; le decomisaron 21 inmuebles a nombre de su esposa e hija; cuentas de inversiones, un yate de lujo, entre otros. Y la PGR lo acusa de lavado de dinero.

El caso es que, el comisionado federal, Alfredo Castillo, ex procurador de justicia del Estado de México, solicitó que el gobierno de Michoacán realizara 237 indagatorias para fincar responsabilidades a los funcionarios públicos que provocaron la quiebra financiera de la entidad.

Ya suman 175 funcionarios los que enfrentan proceso penal, de los cuales 113 se encuentran recluidos en diversos penales según el grado del delito del que se les acusa, como los de cuello blanco entre los que se ubica a Desiderio, junto con otros 32 funcionarios. Otro de los detenidos anteriormente fue Humberto Suárez López, quien se desempeñó como  secretario de finanzas desde la época en que gobernó Cuauhtémoc Cárdenas, y continuó en la administración de Leonel.    

Y ahora, la reciente detención de la ex secretaria de finanzas de Leonel Godoy, Mireya Guzmán Rosas, acusada de peculado,

Aunque Alfredo Castillo, ha solicitado la investigación a funcionarios que colaboraron en los gobiernos de Lázaro Cárdenas Batel, Leonel Godoy Rangel, Fausto Vallejo Figueroa, y Jesús Reyna García, tengo muy serias dudas de que alguno de estos ex gobernadores vaya a prisión… porque si sus funcionarios provocaron el quebranto financiero de Michoacán, estos ex gobernantes tienen mucho que explicar… si no es así, ¡viva México, la corrupción y la impunidad!. 

 

Deja un comentario