nezt radio001

Cerro Tetzcotzinco sede del homenaje por el natalicio de Nezahualcóyotl

20 / Abril / 2017,

Cerro Tetzcotzinco sera cede de homenaje por el natalicio de Nezahualcoyotl

 

Texcoco, Méx.- Para conmemorar el 615 aniversario del natalicio del Huey Tlatoani  Nezahualcóyotl, que se celebrará el próximo 28 de abril, se realizará este próximo 30 de abril una jornada cultural que tendrá como sede el cerro Tetzcotzinco.

En el homenaje póstumo al Rey Poeta Nezahualcóyotl se presentará la Banda Sinfónica Infantil y Juvenil “Ixtlilxóchitl Acolhua” que entre otras obras de la música clásica, interpretará la obra original titulada “Tetzcotzinco”,  una composición del maestro y director de orquesta con 30 años de trayectoria y originario de San Jerónimo Amanalco, Lidio Durán Aguilar, y con la cual se rinde un tributo al jardín que en la época prehispánica era sitio de meditación del tlatoani, según cronistas como Fernando de Alba Ixtlilxóchitl.

 Al acto conmemorativo se sumará el ballet de la Escuela Superior de Bellas Artes de Texcoco II “Humberto Vidal Mendoza”, cuyos integrantes mostrarán una serie de danzas mexicas,  asimismo,  los asistentes disfrutarán de recitales de poesía en Náhuatl, lengua materna de centenares de habitantes de la montaña texcocana.

El magno homenaje se realizará el próximo 30 de abril  a las cinco de la tarde en una de las explanadas del cerro Tetzcotzinco, la entrada es libre, por lo que el público en general está invitado a conmemorar el natalicio de Nezahualcóyotl, invitó la organización social.

La publicación Nezahualcóyotl: vida y obra del autor José Luis Martínez refiere que “Acolmiztli Nezahualcóyotl nació en Texcoco en el año Uno Conejo. A la muerte de su padre, Nezahualcóyotl tuvo que esconderse para salvar su vida y asegurar la sucesión del trono. Se refugió en Tenochtitlan donde completó su educación y adiestramiento militar. Hacia 1428, con la Triple Alianza entre México, Tlacopan y Tezcoco, derrotó a sus enemigos y en 1431 fue proclamado señor de Tezcoco. Bajo su mando, su señorío llegó a ser un modelo de gobierno, virtudes y cultura para los antiguos pueblos indígenas”.

 Texcoco Celebrara Sexto Festival de Bandas Sinfonicas

También en Texcoco, centenares de músicos se preparan para participar en el Sexto Festival de Bandas Sinfónicas Infantiles y Juveniles 2017, San Jerónimo Amanalco, este 21 y 22 de abril, evento que reunirá el talento de niños y jóvenes de diversas latitudes del país, en uno de los pueblos emblemáticos de la montaña texcocana.

El 21 de abril el festival contará con la participación de las bandas sinfónicas “Altepetl”  de San Jerónimo Amanalco; “Tonantzin”, de Tonalá Jalisco; “Ameyalli”, de San Agustín Etla Oaxaca; “Ixtlilxóchitl Acolhua”,  de Texcoco y un proyecto del Movimiento Antorchista  para impulsar la música en el municipio.

El 22 de abril a las 9 de la mañana, los músicos ofrecerán un desfile por el pueblo de San Jerónimo Amanalco; a las 15 horas se presentará la Banda Sinfónica Infantil y juvenil de Coyotepec; a la 16 horas la banda “Unidos por la música” de Cuanalan, Acolman;  a las 17 horas la sinfónica del conservatorio de San Pedro Tultepec, Lerma y  a las seis de la tarde el evento cerrará con un concierto monumental.

Lidio Durán Aguilar, músico y compositor de San Jerónimo Amanalco con 30 años de trayectoria, dijo que este proyecto tiene el objetivo de promover la práctica de la música entre los niños y jóvenes, con la finalidad de alejarlos de conductas antisociales y de las adicciones al alcohol y las drogas.

De acuerdo con el también director de orquesta, tan sólo en la comunidad de San Jerónimo Amanalco existe un promedio de 200 niños y jóvenes músicos, mientras que en otros poblados de la montaña como Santa Catarina del Monte o Santa María Tecuanulco hay un número similar. “Este  festival busca rescatar y difundir la profesión de músicos y al mismo tiempo evitar la descomposición social que actualmente afecta en todo nuestro país”.

Por otro lado, en Texcoco integrantes de la asociación de padres de familia de la telesecundaria y el tele bachillerato del poblado de Guadalupe Amanalco hicieron un reconocimiento al Movimiento Antorchista, por su apoyo para que más jóvenes acudan a estudiar, tras promover la ampliación de ese plantel educativo, donde 200 alumnos de telesecundaria y tele bachillerato, que comparten las infraestructuras en los turnos matutino y vespertino, respectivamente, contarán con mejores instalaciones para tomar clases”, dijo José Francisco Rojas Peralta, integrante de la asociación de padres de familia.

Añadió que Guadalupe Amanalco es una comunidad de escasas oportunidades educativas en una de las zonas de mayor marginación del municipio de Texcoco, por lo que con el apoyo de la Organización Social se incrementará la matrícula escolar para secundaria y bachillerato.

“Las escuelas más cercanas están en el centro de Texcoco, lo cual genera un gasto económico para los padres de familia, lo que provoca que los muchachos no acudan a clases y eso provoque la deserción escolar”.

Texcoco turismo 

En materia turística en Texcoco, el Movimiento Antorchista contribuyó al mantenimiento de cuatro templos católicos, que reciben a centenares de paseantes. Uno de estos monumentos nacionales, es la catedral de Texcoco que data del siglo XVI, en este recinto los visitantes aprecian los tres retablos principales como la cúpula, el tambor y la bóveda en óptimas condiciones.

Otro de los atractivos es la parroquia de la Conchita, ubicada en el barrio del mismo nombre y declarado también monumento nacional en 1933 y en 1990, recinto en el que los paseantes pueden observar la torre y la portada, donde se puede apreciar el barroco texcocano, estilo artístico nacido en Texcoco.

En el poblado de San Luis Huexotla, es posible observar en buenas condiciones la cúpula de la parroquia de San Luis Obispo, la cual data de 1791 y se haya rodeada de algunos vestigios arqueológicos que aún permanecen en la zona. Muy cerca, se ubica el templo de San Mateo, atractivo turístico, donde resalta el mejoramiento de los retablos interiores y algunas partes exteriores como los barandales de vistosos colores. Todos los recintos, son fieles testigos de la arquitectura que distingue a Texcoco.